¿Cómo saber si el bebé está listo para las papillas?

¿Cómo saber si el bebé está listo para las papillas?
¿Cómo podemos saber cuándo el bebé está listo para comenzar a comer alimentos sólidos?. Desde aquí te brindamos un mini-guía para que puedas distinguir las primeras señales que ayudarán a decidir cuándo es el momento.

Durante los primeros años de vida de nuestros bebés, en realidad desde que nacen hasta aproximadamente los seis años, se vuelve imprescindible para el buen desarrollo, la buena alimentación. Si los bebes reciben una mala alimentación, esto es lo más probable que repercuta de manera negativa en el buen desarrollo, tanto físico, mental o emocional de la criatura. Cuando se trata del cuidado de un bebe, la implementación de orden y buenos modales son elementos fundamentales que jamás deben estar ausentes desde su primera comida

Cuándo debe comenzar con los sólidos

Los bebes no necesitan de alimentos sólidos durante los primeros seis meses de vida. La leche materna en primer lugar y la de formula en segundo serán los únicos alimentos que deba recibir, ya que estás leches cubrirán todas las necesidades nutricionales que un bebe necesite. En esa etapa de los primeros meses de vida, su sistema digestivo es bastante inmaduro, razón más que justificada para evitarle los alimentos sólidos, porque darle comida hará que aparezcan los trastornos digestivos y hasta alergias.

Entonces, recién sera necesario comenzar con los alimentos complementarios a partir de los seis meses, a partir de ese momento se puede hacer que el niño comience a conocer otro tipo de alimentos para cubrir mejor sus necesidades nutricionales. Sin embargo, la leche seguirá todavía siendo su principal alimento, y a medida que el bebe vaya creciendo, si le faltan otros tipos de alimentos podrá terminar con complicaciones alimentarias de gravedad, por este motivo se comenzará con el proceso de incorporar nuevos alimentos de manera gradual.

Qué señales nos indican cuándo está preparado para comenzar a comer

La mayoría de los especialistas sostienen que el niño está listo para comenzar con alimentación complementaria cuando nos muestra las siguientes señales:

- Puede mantener erguida la cabeza.
- Para que pueda tragar los alimentos es primordial que haya perdido el reflejo de extrusión, que es el reflejo por el cual saca la lengua cuando algo entra en su boca.
- Se puede sentar bien y puede mantenerse erguido aunque sea con algún apoyo.
- Cuando los demás comen el niño muestra curiosidad e interés en lo que come el resto.
- Más allá de lo seguido que lo alimentemos nos hace saber que tiene mucho apetito.
- Duplico el peso que tenía al momento de nacer.

Podemos reparar que el bebe nos está dando indicios, aún cuando esto ocurra, es necesario la consulta con el médico y que sea el quien nos indique cuando comenzar con los alimentos complementarios. También el médico sera el encargado de indicar que alimentos debemos darle, aunque por regla general se comienza con papillas como de puré de frutas o verduras y de cereal con leche.

Desde las primeras comidas se deben crear los hábitos alimenticios

Los bebes van a aprender de sus padres y ellos serán los encargados de dar los ejemplos a seguir, por este motivo, para que el bebe adquiera desde el principio los hábitos correctos se deberá comenzar por incorporarle los modales, la buena alimentación y el orden a seguir desde sus primeras papillas.

En este punto se vuelve imprescindible evitarle el consumo de azúcares, todo tipo de dulces y los productos procesados. Se vuelve necesario que el bebe consuma alimentos sanos y naturales. Además su volverá necesario hacerle respetar un lugar y horarios, al igual que la utilización de los utensilios que de a poco irá relacionando con sus comidas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario